• Lo Ultimo

    Evangelio del Día Miercoles 31 de Julio - Lectura y Salmo de Hoy - Reflexión Padre Luis Zazano




     Evangelio del Día Miercoles 31 de Julio

     Lectura y Salmo de Hoy

    Lectura del Día

    Del libro del Éxodo
    Ex 34, 29-35

    Cuando Moisés bajó del monte Sinaí con las dos tablas de la alianza en las manos, no sabía que tenía el rostro resplandeciente por haber hablado con el Señor.
    Aarón y todos los hijos de Israel miraron a Moisés, y al ver que su rostro resplandecía, tuvieron miedo de acercársele. Pero Moisés los llamó, y entonces Aarón y todos los jefes del pueblo se acercaron y Moisés habló con ellos. A continuación se le acercaron también todos los israelitas y él les comunicó todo lo que el Señor le había ordenado en el monte Sinaí. Cuando Moisés acabó de hablar con ellos, se cubrió el rostro con un velo.
    Siempre que Moisés se presentaba ante el Señor para hablar con él, se quitaba el velo de su rostro, y al salir, comunicaba a los israelitas lo que el Señor le había ordenado.
    Ellos veían entonces que el rostro de Moisés resplandecía, y Moisés cubría de nuevo su rostro, hasta que entraba a hablar otra vez con el Señor.

     

    Salmo

    Sal 98 
    R/. Santo eres, Señor, Dios nuestro

    Ensalzad al Señor, Dios nuestro,
    postraos ante el estrado de sus pies:
    Él es santo. R/.


    Moisés y Aarón con sus sacerdotes,
    Samuel con los que invocan su nombre,
    invocaban al Señor,
    y él respondía. R/.


    Dios les hablaba
    desde la columna de nube;
    oyeron sus mandatos
    y la ley que les dio. R/.


    Ensalzad al Señor, Dios nuestro;
    postraos ante su monte santo:
    Santo es el Señor, nuestro Dios. R/.


    Evangelio del Día


    Evangelio según Mateo
    Mt 13, 44-46

    En aquel tiempo, Jesús dijo a la multitud: "El Reino de los cielos se parece a un tesoro escondido en un campo. El que lo encuentra lo vuelve a esconder, y lleno de alegría, va y vende cuanto tiene y compra aquel campo.
    El Reino de los cielos se parece también a un comerciante en perlas finas que, al encontrar una perla muy valiosa, va y vende cuanto tiene y la compra''.

    Reflexión Padre Luis Zazano





    Perder para ganar.

    1) Escondido: Encontrar el reino de Dios es un proceso, es meterse en profundidad. Por eso no todos encuentran ese sentido de seguir a Jesús. Pues todos tenemos una busqueda a la felicidad, todos tenemos algo por el qué vivir, el tema es que nos olvidamos o no lo buscamos. Hoy ¿vos sabes dónde está aquello que te hace feliz? ¿Lo buscas? ¿Lo tenés?.

    2) Vende lo que tiene: No todo se puede tener en la vida, y si querés ganar en la vida tenés que estar dispuesto a perder. Es lo que les pasa a estos vendedores. Porque cuando das algo para obtener algo mejor, se llama «invertir»; por ejemplo: el dinero que gastan tus padres para pagar tus estudios no es pérdida, es inversión, están invirtiendo para educarte y que des un gran aporte a la sociedad, es la riqueza intelectual, porque la sabiduría no se amortiza. Pero volviendo a la vida en sí, tenés que soltar algo para ganar… soltá a tus hijos para que hagan su vida, porque ya tienen más de 30. Soltá esa obsesión con esa chica o ese chico, porque no llegás a nada. Soltá ese noviazgo vicioso porque hace 5 años que no avanzan, «soltá para ganar».

    3) Compra: Cuando uno logra tener en claro que esto es lo que te da vida y te hace feliz, no lo cambia por nada del mundo. Si tu vida tiene sentido cada vez que llegas a enseñar, eso no lo podés dejar por nada. Si tu vida tiene un gozo y felicidad al desayunar con tus hijos y tu pareja, eso es impagable y defendelo. Si tu vida tiene un gran gozo cada vez que lo acompañas a tu hijo y lo vez jugar al futbol o al hockey o lo que sea, eso es lo más hermoso. Si vos como cura o consagrado es impagable acompañar a una persona que la esta luchando en la vida, eso compralo. Porque aquello que le da sentido a tu vida y a tu vivir, te la tenés que jugar y no te detengas por nada, porque lo que te hace feliz y le da sentido a tu vida, es aquello por la que debes jugártela.



    Reflexión extraida desde https://misionerosdigitales.com/


    No hay comentarios

    Con la tecnología de Blogger.